EnglishEspañol
Buscar
Platocanario.es Cordero a la brasa de Melvin by Martín Berasategui

El restaurante Melvin, con el sello de Martín Berasategui, renueva su nueva carta con ‘alma’ y ‘esencia’

Escuchar este artículo ahora
Getting your Trinity Audio player ready...
Ubicado en el hotel de 5* Las Terrazas de Abama Suites, en el sur de Tenerife, innova con dos opciones de menú degustación supervisados por el equipo del cocinero vasco

El restaurante Melvin by Martín Berasategui, situado en Las Terrazas de Abama Suitesen Guía de Isora, renueva su carta para la temporada 2024 y ofrece dos nuevas opciones de menú degustación, llamadas ‘Alma’ y ‘Esencia’, «que reflejan la personalidad y el talento del chef Martín Berasategui», que cuenta con doce estrellas Michelin y numerosos premios y reconocimientos a nivel nacional e internacional.  Ha informado el establecimiento en una comunicación a los medios.

La nueva propuesta del restaurante ofrece una variedad de platos «que fusionan el tratamiento de la carne al estilo tradicional vasco con los mejores pescados de las costas de Canarias y suculentos arroces». Todos ellos elaborados «con el mejor producto, buscando siempre que sea de proximidad, y los secretos, la técnica y la vanguardia» que aportan los 40 años de experiencia del reputado chef y su equipo en el negocio hostelero ejerciendo, como él mismo insiste, de «transportista de la felicidad». 

Los nuevos menús degustación permiten disfrutar de «una selección de las mejores materias primas» con que trabaja Melvin. El menú ‘Alma’ consta de un aperitivo, dos entrantes, un segundo y un postre, por un precio de 75 euros por personaEl menú ‘Esencia’ incluye dos entrantes, un arroz, un segundo, un prepostre y un postre, por un precio de 95 euros por persona. Ambos menús incluyen la opción de sumar por un extra un maridaje de vinos, especial para esta combinación de platos, recomendado por el sumiller del establecimiento.

Las novedades de Melvin

Todas son elaboraciones que se encuentran entre las novedades de la nueva carta ofertada al públicoen la que se perfilan las «tapas de siempre con el gusto de Martín Berasategui«, que incluyen un Steak tartar de solomillo gallego, Zamburiñas a la brasa con mojo verde, Tomates antiguos canarios con anchoas y ventresca de bonito, una Selección de croquetas caseras o un Pulpo a feira sobre espuma de patata y pimentón, además de Mejillones de Galicia en salsa marinera, Jamón ibérico con pan de olivas y tomate rallado o unos Bocaditos de bacalao crujientes con toques cítricos. 

Los entrantes contarán con un Carpaccio de atún de El Hierro aliñado con vinagreta de fruta de la pasión, toques de yema curada en soja y aros de cebolla roja, un Canelón relleno de rabo de toro sobre una crema untuosa de foie y bechamel de hongos, una Lubina en costra crujiente sobre ajoarriero y cilindros de puerro asados, o un clásico ya en la carta del restaurante, la Burrata sobre pesto de cilantro, tomate seco y aceitunas de Kalamata.  

El establecimiento siempre ha tenido en los arroces uno de sus puntos fuertes. El nuevo menú apuesta por el Caldoso de bogavante, el Arroz del Señoret con gamba roja y un Arroz de cerdo canario acompañado de alioli.  

Los amantes del pescado y el marisco podrán disfrutar de platos como el Carabinero a la plancha sobre patatas fritas y huevos con puntillita, Pescado de las costas canarias con emulsión de escabeche, zanahoria encurtida y rocas marinas o una Raya a la brasa con espuma de Raifort, jugo ahumado y piparra en tempura. En la parte de los pescados, además, la disponibilidad diaria «mostrará opciones  de especies subtropicales como alfonsiños, bocanegras o chernes u oceánicos rape, rodaballo o lenguado». 

Para los amantes de la carne, las opciones son también variadas. A la brasa se proponen el Lomo bajo de vaca gallega con dry aged de 45 días, o un Cowboy steak lomo alto también con maduración de 45 días. De su cocina saldrán propuestas como el Tournedó Rossini, un Cochinillo crujiente acompañado de espuma de yogurt cítrico y salsa ligera de pera al Pedro Ximénez o un Cordero en dos cortes (terrina y chuletas) acompañado de un puré de chirivía con romero y toques de orejones. 

Para cerrar la experiencia, la carta brinda el momento dulce con postres como su consagrado Limón mimético relleno de sorbete de champagne, granizado de ginebra y helado de albahaca y lima, un Bizcocho de pistacho con su helado, crema de naranja y granizado de enebro, una Panacotta de yogur con culis de frutos rojos y, por último, una Crema helada de plátano, bizcocho de chocolate y caramelo acompañado de una ligera salsa de Baileys.

Scroll al inicio